La unidad es nuestra principal arma estratégica (+ Video)

El General de Ejército evocó el legado de Fidel y su inquebrantable fe en la victoria; reconoció a la nueva generación que ha asumido la dirección del Partido y del Estado a todos los niveles

Como aquella gloriosa noche del 1ro. de enero de 1959, y tras la orden del Comandante en Jefe que nuevamente resonó en el parque Céspedes de la Ciudad Héroe, Raúl le habló a Cuba: «El camino recorrido no ha sido fácil, hemos tenido que enfrentar la permanente y perversa agresividad del enemigo (…) ni los golpes de la naturaleza ni nuestros propios errores han impedido que lleguemos a este 65 aniversario. ¡Aquí estamos y aquí estaremos!»

El líder de la Revolución destacó lo alcanzado tras el triunfo, «una obra palpable en cualquier lugar de Cuba en el orden material y espiritual», al tiempo que reafirmó su confianza en que «vamos a salir de estas dificultades, como lo hemos hecho siempre, ¡combatiendo!»

El General de Ejército evocó el legado de Fidel y su inquebrantable fe en la victoria; reconoció a la nueva generación que ha asumido la dirección del Partido y del Estado a todos los niveles, la cual, en medio del contexto adverso, ha de implementar «soluciones realistas»; y solicitó al pueblo «sumarse, de forma consciente y responsable, (…) a este empeño que hoy exige la Patria».

Díaz-Canel, al hacer uso de la palabra, hizo un repaso por los logros de la Revolución, con base en un pueblo que «no ha perdido el entusiasmo» y que ha sido el principal protagonista de esta.

En la velada –hermosa en su despliegue artístico y con impresionantes efectos de videomaping sobre la fachada del antiguo Ayuntamiento, desde cuyo balcón un holograma recreó a Fidel en uno de sus discursos allí–, Raúl ratificó que la unidad «es nuestra principal arma estratégica».

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

13 − 7 =